Palabras clave: Batalla de ideas, política, crítica, transformación, diálogo, innovación, cambio de época, amplitud, bloque histórico, lectura, análisis, verdad, belleza, sueños, liberación.

miércoles, 19 de junio de 2013

Edward Snowden, el ex agente de la CIA que reveló los planes del Big Brother

Edward Snowden, el ex empleado de la CIA y de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), quien reveló el programa secreto de vigilancia en la Red que impulsa Estados Unidos, prometió nuevas revelaciones sobre dicho plan, al tiempo que expresó su determinación de permanecer en Hong Kong.

Este nuevo filtrador de información considerada clasificada para los funcionarios de inteligencia estadounidenses, declaró al diario South China Morning Post, que él no era “ni traidor ni héroe”. “Soy un estadounidense”, sentenció.

“No estoy aquí para esconderme de la justicia sino que estoy aquí para revelar la criminalidad”, agregó el joven de 29 años.

“Mi intención es pedir a los tribunales y al pueblo de Hong Kong que decidan mi destino. No tengo ninguna razón para dudar de su sistema”, señaló Snowden, dando a entender que hay un sistema que le inspira serias dudas: el estadounidense.

De acuerdo al mismo diario, este valiente ex agente de la CIA está decidido a revelar “otros explosivos detalles” sobre los blancos de los programas de vigilancia estadounidenses.

Entretanto, Jay Carney, portavoz de la Casa Blanca, declaró que el Departamento de Estado está llevando a cabo una investigación sobre la filtración que da cuenta del espionaje masivo llevado a cabo por la administración del país, aunque no precisó si pedirán la extradición de Snowden a EEUU.

Hace una semana, se reveló que había sido Snowden, contratista de la firma Booz Allen y ex empleado de la CIA y de la NSA, quien había entregado a los importantes diarios The Guardian y The Washington Post, varios documentos que prueban el acceso de las autoridades a registros telefónicos de millones de personas en EEUU. Además, confirmó la existencia de un programa secreto llamado PRISM, mediante el cual la NSA vigila los datos de los usuarios de gigantes informáticos como Microsoft, Google, Facebook y Apple.

Recomiendan a Snowden asilarse en América Latina

Entretanto, el fundador de Wikileaks, Julián Assange, responsable de la mayor filtración de cables diplomáticos de la historia moderna, y quien se podría calificar como el “colega filtrador más cercano” de Snowden, recomendó a este el asilo en América Latina.

“Le recomendaría muchísimo que se fuera a América Latina”, afirmó el famoso hacker en una entrevista concedida la noche del lunes a la cadena estadounidense CNN. De acuerdo a los últimos reportes, Snowden se fue de vacaciones a Hong Kong hace tres semanas, aunque ahora se desconozca su paradero dado que el pasado 10 de junio abandonó el hotel donde se hospedaba.

Assange, quien lleva casi un año refugiado en la embajada de Ecuador en Londres, ante un inconsistente y sinuoso pedido de extradición de Suecia por supuestos abusos sexuales, dejó claro que “Latinoamérica ha mostrado en los últimos diez años que está avanzando en lo que respecta a los derechos humanos. Hay una larga tradición de asilo”. Algunos analistas no albergan duda de que Snowden, donde quiera que se encuentre, está considerando la opción.

Snowden al “Ministerio del amor”

Una de las repercusiones que tuvo la revelación de este plan secreto de vigilancia masiva en la Red, fue el incremento vertiginoso de las ventas de la famosa novela 1984, de George Orwell, obra maestra de ficción que plantea una crítica a los sistemas totalitarios de control, anticipando la posible configuración de sistemas sociales donde la tecnología es empleada para la manipulación y el control total de la naturaleza y el ser humano.

Tal como reporta Verónica Díaz Hung, en Amazon, una de las principales webs de venta online de libros, el pasado martes se registró el mayor incremento de ventas de las últimas 24 horas, cuando sus ventas crecieron un 7,05%.

No por casualidad, muchos analistas detectan paralelismos entre la sociedad actual y el mundo plasmado en 1984, sugiriendo que estamos comenzando a vivir en lo que se dio en llamar “sociedad orwelliana”. “El término orwelliano se ha convertido en sinónimo de las sociedades u organizaciones que reproducen actitudes totalitarias y represoras como las representadas en la novela”, puede leerse en la enciclopedia digital Wikipedia.

En la novela, el “ojo que todo lo ve” es representado por un oscuro personaje que se hace llamar “El Gran Hermano”, una especie de jefe supremo de la sociedad totalitaria que, aparte de lealtad, exige el “amor” de cada ciudadano. Quien es descubierto oponiéndose al sistema, como es el caso de Winston, protagonista de la obra, es recluido de inmediato en los incoloros y degenerados salones del ministerio del amor, donde un “funcionario”, por medio de las más crueles torturas físicas y psicológicas, se encarga de hacer que el rebelde logre “amar” al Big Brother.

El mundo, y particularmente los estadounidenses críticos y conscientes, celebran el coraje demostrado por este nuevo “héroe filtrador”. Latinoamérica, que también lo agradece, podría convertirse en el refugio de este nuevo informador que, de no protegerse bien, puede terminar en los salones perversos del “Ministerio del amor”.

@maurogonzag
amauryalejandrogv@gmail.com

* Publicado el 12 de junio en PoderenlaRed.com